Bronceado durante el invierno. Cómo mantenerlo I

ellabook 02/10/2013 0

El verano ya se ha acabado y las posibilidades tomar el sol disminuyen. Si quieres que el bronceado que tanto ha costado conseguir durante el verano, dure lo máximo posible no te puedes perder nuestro artículo de hoy, en Ellabook, blog de moda y belleza.



Empezamos por decirte, que no hay nada cómo aprovechar la ducha para mimar la piel y conservar el bronceado. Una ducha rápida y con agua templada mejorará el estado de  tu piel y siempre será mejor que darse un baño con agua caliente porque podrá resecar tu piel y acelerar la pérdida de color.

Ten cuidado con los geles agresivos, para preservar el color dorado de tu piel es mejor utilizar geles suaves con aceites hidratantes y si son naturales, mejor que mejor. Además si tienes que realizarte una exfoliación hazlo con ingredientes naturales cómo el azúcar moreno que evitará que tu bronceado se vuelva amarillo.

Ten en cuenta que el principal enemigo del bronceado es la sequedad cutánea y, para evitarla, debes hidratar tu piel a diario.

bronceado en invierno

En cuanto a los aliados del bronceado, no te olvides de complementar tu neceser de belleza con productos como los nutricosméticos que broncean.  Estos productos son ricos en betacarotenos y suelen ser complementos de vitaminas que, normalmente, se toman en pastillas y que te permitirán lucir un dorado uniforme y mucho más duradero.

En el mercado también podemos encontrar productos prolongadores del bronceado. Algunas cremas hidratantes, sérums y productos “aftersun” cuentan en su composición con principios activos que mantienen el tono dorado durante más tiempo. Úsalos a diario y podrás presumir de piel morena en otoño e invierno.

Por último, los autobronceadores te garantizan un tono dorado natural durante todo el año y se pueden aplicar tanto en el rostro como en el cuerpo. Si lo que quieres lograr es un efecto más suave, utilizar una hidratante corporal autobronceadora de acción progresiva, un producto que aplicado a diario aporta un ligero bronceado que aumentará con el paso de los días.

El maquillaje es otra opción muy útil. Aplicar polvos de efecto bronceador en las zonas más salientes del rostro, cómo la frente, nariz, mejillas y barbilla darán a tu cutis un tono dorado muy favorecedor.

Si quieres seguir manteniendo tu bronceado durante la época del otoño e invierno, no te pierdas los trucos que “sí funcionan” en el siguiente artículo y si tienes alguno diferente no dudes en aportarlo.

Leave A Response »